Publicado en Escritura Creativa, Reflexiones del Corazón

Yo no soy mis letras

Yo no soy mis letras. Las letras son, nada más y nada menos que trazos en un papel que evocan pensares y sentires, incluso temores y anhelos, pero los propios del instante en que los plasmé.

Yo no soy mis letras. Yo soy un ser experimentando un viaje de transformación, auto exploración e integración. Mis letras, en cambio, son unas, las ahí volcadas un abril o un febrero. Una media noche o un sábado por la mañana. Son un instante, una pausa.

Escribo desde los huesos, desde el alma y sí, los escritos incluyen el personaje, ¿qué hay de malo en eso? Escribo desde las ganas, las hormonas y en fin, con todo el cuerpo. Algunas veces puro corazón, otras enjundia, otras misterio.

Mis letras son vehículo de un mensaje que a través de mi puño pide ser parido y compartido, así nada más, sin razón pero sin prejuicio. Y bueno, sí, sí, está bien, que lo confieso, alguna que otra pulidita, sí que le doy: ¡Pero al mensajero no hay que matar!

Aunque también un poco de mis programas activos encontrarás. A veces también de mi mente chiquita, ¡y qué le voy a hacer! Pero eso sí, lo que sí es siempre lo mismo cuando escribo, es ese potente y fluido sentir de que soy inmensa, ilimitada…¡infinita!

Mis letras, como yo, son tanto finitas como infinitas. Y es que, si bien, en este blog hago uso de categorías yo cada ves más me reconozco INDEFINIBLE, por más etiquetas que me quieran poner, por más casilleros que me destinéis.

Y bueno, esas etiquetas mi mente chiquita, un poquito en juego y un poquito por miedo, a veces también me las adjudica. Y sí, que a veces pasa que luego éstas, sin pena ni gloria en un guiño me las puedo quitar.

Así que mis leetras y yo en parte somos parecidas y no te culparía si es que nos fueras a confundir. Pero no, no somos lo mismo. Ellas fueron sólo un parar, un observar, un escuchar. Un sentir hecho cantar.

Escribir parece una tarea para “hacer” pero en realidad es una tarea para “dejar de”. Dejar de contener todo aquello que dentro de mí se aglomera, dejar de repetirlo en mi fuero interno y llevarlo a otra realidad. Cuestión de no reprimir, sino de soltar.

No. Yo no soy mis letras. Las honro, sí, pero para inmediantamente dejarlas volar.

Martha Constanza García

8 de agosto de 2019

©copyright

TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS, GRACIAS POR COMPARTIR ESTE TEXTO RESPETANDO LA AUTORÍA

Autor:

Ojos para lo sutil, voz para lo profundo. Amalgama de sentires y reflexión. Entusiasta de las redes. Vivo y dejo vivir.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s